miércoles, 19 de septiembre de 2018

En un blog al azahar (resurgimiento).

Desde que tenemos noción de vida anhelamos cosas que nomás son sueños que al doblar la esquina se estrellan contra la farola. Malditas las farolas y malditas las decepciones. Malditas las pobrezas y malditas las enfermedades. ¡Malditas todas las redundancias!. Nos salva el amor. Lo digo a veces y no me canso: nos salva el bendito amor en esta vida y no en otra.

Escaso de imaginación pero feliz di un garbeo y en un blog leo lo que un autor escribe de manera anónima, sospecho, para no dar pistas al maligno por temer que si sabe dónde mora le robe su aliento vital. Yo no soy de mucho leer blogs, pero uno y un texto me rompe el psique. Y no es porque algunos de mis personajes y mis días y mis afanes y mis entrelíneas los vea reflejados, ni es petulancia: es amor. Solo amor. Y como un chabacano político aficionado al "copia y pega" hago lo mismo porque me desparrama. Copio y pego un pedacito del texto que leí en un blog al azahar. Es un "copia y pega". Recuerden.

"Ayer te iba preguntar donde quedó el poeta, donde quedó la musa desempleada, donde quedó tu poesía. Pero como pasa frecuentemente en esta etapa de mi vida, lo olvidé. El olvido llega de fea manera y no por descuido, la enfermedad decidió tomar todo mi cuerpo por asalto. La resistencia ya no es tan fuerte como antes. Se ha posesiona de mí, poco puedo hacer. El olvido no ha llegado para algunas cosas importantes -tu blog por ejemplo-, tu poesía única, tu afán por hablar de política, Eugenio, dona, el atajo de Les Seniaes. Le has sacado mucho jugo. Me has regalado sonrisas, suspiros y sueños. Gracias".

Desde que tenemos noción de vida anhelamos cosas que nomás son sueños que al doblar la esquina se estrellan contra la farola... A pesar de todas las malditas redundancias merece la pena vivir por amor. Solo amor. Amor. (Y yo más... Gracias).

martes, 18 de septiembre de 2018

El último fichaje de Florentino.

De los cien primeros días de Pedro Sánchez al frente del gobierno, no se parece ninguno a cualquier día de Mariano Rajoy. Cómo lo echo de menos, ay. Habrá quien piense que ayer en los medios de comunicación no se hablaba de otra cosa que no fuera la entrevista de Pedro Sánchez en el programa "El objetivo", de La Sexta, que dirige y presenta la periodista Ana Pastor... Probe. De Pedro Sánchez no se habla si no es de su doctorado porque es más aburrido que un tango tristón. Ayer en los medios de comunicación se hablaba de Mariano Rajoy que al fin aprendió a utilizar el wasap y, como un quinceañero enamorado, se pasa el día wasapeando. Y de lo más gracioso que escribió ayer a su grupo de wasap: "A mí me ha fichado Florentino" (Florentino Pérez, presidente del Real Madrid). Y se le ve caminando con su excepcional estilo por las playas de Santa Pola a la espera de ser traspasado. (Ni Cristiano Ronaldo, ahora que vuelve a meter goles con la Juventus). Gracias.

lunes, 17 de septiembre de 2018

Un lunes no se deja escribir.

Una promesa que me hice me obliga a escribir un lunes en blanco, como el curriculum de los políticos. Qué pena de lunes tener que recurrir a los políticos y sus miserias. Joder, dona, si una amiga... ¡Vaya!, el recuerdo de una amiga ida me trae a la memoria una promesa que Mario Benedetti nos obligó a echar a andar. Se llama Roxana y como a mí le flipa la poesía y el café puro. A Roxana le encanta el café puro. "El café debe ser caliente como el infierno, negro como el diablo, puro como el ángel y dulce como el amor". (Charles Maurice de Talleyrand). Y yo añado: y degustarlo en amena compañía. De Roxana tengo escrito que es un ángel. Y si digo Roxana digo Susa dulce como el amor. Roxana y Susa son mis primeras amigas de la palabra idas. Qué poco sé de ellas, cada cual en su hemisferio. Aún nos une el pasado y algunas confidencias... Hay que joderse, nombro a Roxana y Susa y mi ordenador que me ordena se detiene. No es un virus informático, ni me han cortado la luz... ¿Alguien sabe por qué la luz es tan ruinosa? Y la cesta de la compra y todo lo demás incluida la fe. (De otra amiga ida diré que nunca me engañó, siempre supe quien era y que ahora vive un infierno pero no quiero que vuelva ni esperarla).

Me cuesta la salud pensar que la pensión de pensionistas y jubilados no llega a fin de mes. Ni el salario de los trabajadores y los que viven de milagro; digo que viven de milagro porque no me explico cómo se puede vivir por debajo del umbral de la pobreza. Si me viera ante el espejo -"¡maldito espejo!", diría Susa-, mis pupilas no reflejarían ni siquiera una esperanza. No diré que mi vida se apaga, como el bolero, pero hay lunes que pagaría lo que no tengo para que todas sus horas estuvieran dedicadas al amor y la santa poesía. Y a las amigas idas. Un lunes no se deja escribir porque no se deja... Es todo. Gracias.

domingo, 16 de septiembre de 2018

Da qué pensar.

Un domingo de ir a misa y dedicarle tiempo a la familia, me gustaría que perdieran unos minutos en repasar su colección de música donde encontrarán canciones dedicadas a la vida, la mujer, el amor. Hagan memoria, recuerden aquella canción de amor dedicada a una mujer bella, tal vez su primer amor. Ahora relájense, tarareen esa canción y quedarán estupefacientes al decirles que en lo que va de este año son 36 las Mujeres Eternas asesinadas por la Violencia Machista. ¿Verdad que sus colecciones de música no contienen ninguna canción asesina? No imagino dónde irá el machismo de este país a inyectarse odio en vena hasta el punto de llevarles a asesinar a una mujer... Si hablo de Violencia de Género, siempre muere la mujer. Da qué pensar. (Aquellos que al amor prometen fidelidad harían bien cumplir la promesa. O morir por su cuenta). Gracias.

sábado, 15 de septiembre de 2018

Vivir con los años.

De viejo puedo asegurar que nuestros proyectos de futuro no los alcanzamos o los aplazados o los entregamos por miedo a fracasar. El miedo es jodido y nos impide alcanzar nuestras metas. Miedo a meter la pata de atrás en la maceta. Miedo a las zancadillas. Miedo a avanzar, a no saber hacer camino al andar, caminante, dijo el poeta Machado. Miedo a no valernos por nosotros mismos. Miedo a pedir amparo. Miedo al miedo. No digo siempre, digo a veces. Si creemos tener el "no" habrá que ir por el "sí", que por miedo no sea. Somos humanos y nos equivocamos, pero siempre hay una mano, un brazo, un hombro pegado a un amigo. O un profesional de la salud. Pero a veces somos tan estupendos, tan y tan autosuficientes que somos la Biblia en verso, pero no Jesús el Cristo. Nos falta fe, y confiar en nosotros. Y en los demás, por más decepciones confiar en nosotros y en los demás... ¿Comprendes? Y cambiar, porque no todos lo cambios son experiencias aterradoras. Incluyo volver a empezar alejados de la mentira. Y como arriba, no digo siempre, digo a veces. Porque sí, si entregamos el control de nuestra vida al miedo, aparece el maligno disfrazado de palmero y acaba con nuestros proyectos de futuro, y peor, con nuestra salud mental. No merece la pena correr un riesgo de tal magnitud. Como no es sano asumir las consecuencias sin valorar las diferentes opciones. Hablo de aprender a vivir con los años que son desmayos, pero también amores. Gracias.