miércoles, 13 de diciembre de 2017

Iceta té el que té, com tothom que té.

"Iceta té els esfínters dilatats". Jordi Borrell, professor de la UB i director de l’Institut de Nanociència i Nanotecnología.

En campaña electoral no vale todo pero vale. Es lo que hay. Lamento volver a Catalunya en campaña electoral pero hay quien es homófobo y no lo sabe pero es homófobo. Me cuentan que ya presentó su dimisión como director de las "nanos" pero no de profesor, o sea, podrá seguir educando (o no), en sus ideas homófobas. Lo bueno, que la Fiscalía de Delitos de Odio y Discriminación de Barcelona ha abierto de oficio diligencias de investigación contra Jordi Borrell por sus declaraciones homófonas contra el candidato del PSC a la Generalitat, Miquel Iceta. Declaraciones, según el ministerio público que lesionan la dignidad, humillan, menosprecian o desacreditan a las personas por su orientación sexual. Jordi Borrell se llama la reliquia. Miquel Iceta un señor, un caballero. Y por si fuera poco socialista del PSC.

A Jordi Borrell no le sirve para nada ir por Catalunya dando la nota. Siempre lo digo: pudiendo ser normal por qué ser anormal. Si digo normal, evidentemente, quiero decir natural. Mirar atrás puede ser desastrosamente tentador para alguno, probe, como si siguiera en ninguna parte y nadie lo quisiera. No digo que este señor de pasos como los daría el gato con botas, pero si da pasos, "despacito", como Luís Fonsi, tal vez algún día su odio sea cosa del pasado. La homofobia tiene pasado pero no tiene presente ni futuro, se trata de que quede en el pasado y se acabó. Gracias.

1 comentario: